¿Voy a cobrar?. Si su deudor es solvente, sí, desde luego. Mediante el llamado “procedimiento monitorio”, que puede utilizarse en muchas ocasiones, el Juzgado va a darle un plazo para que pague, y si no lo hace puede pedirse directamente el embargo de sus bienes. Es frecuente que el moroso, ante la tesitura de verse teniendo que a su vez contratar abogados, y pudiendo todavía ahorrarse las costas del procedimiento, pague en ese momento. Puede también dicho deudor oponerse a la reclamación, en cuyo caso tiene que sustanciarse el pleito.

Si el deudor moroso es insolvente, posiblemente no podrá Vd. cobrar lo que le deben. Aconsejamos una investigación sobre dicha solvencia, y en base a ello decidir si se inicia o no el litigio. Debe saber que en muchas más ocasiones de las que se piensa, sí pueden cobrarse deudas de alguien aparentemente insolvente. En casos de sociedades liquidadas irregularmente, o desaparecidas, o que no han estado dirigidas conforme a la ley, cabe reclamar a los administradores… . También en casos de desaparición sospechosa del patrimonio de nuestro deudor… . Cuéntenoslo sin compromiso.

Nuestros honorarios en reclamaciones de cantidad: Como siempre, damos presupuesto sin compromiso. Nuestro método de trabajo, en general, es que el presupuesto sea acorde al trabajo que preveamos necesario. Una vez cobrada la deuda, y con ello queremos decir cuando nuestro cliente haya recuperado su dinero, minutaremos además con arreglo a criterios del Colegio de Abogados de Madrid. En el momento de cobrarse, en su caso, las minutas a la parte contraria, en caso de condena en costas, el cliente percibiría la cantidad que nos fue inicialmente entregada.